Estadísticas del consumo de Benzodiacepinas en España

En España, se observa desde 2005 una tendencia creciente en el consumo de hipnosedantes según los informes anuales del Observatorio Español de la Droga y Toxicomanías del Plan Nacional sobre Drogas.

David López Gómez Médico Psiquiatra nº colegiado. 282861221
Estadísticas del consumo de Benzodiacepinas en España

Informes de consumo en España

 

Según el informe de este organismo del año 2015 el 22 % de la población adulta ha consumido hipnosedantes alguna vez, de entre los cuales el 12 % en el último año, el 9 % en el último mes y el 7 % diariamente en el último mes. Entre los jóvenes de 14 a 18 años se ha observado también una tendencia ascendente en el consumo de estas sustancias; además es la tercera sustancia percibida como más fácilmente disponible por los estudiantes de estas edades (por detrás del alcohol y el cannabis).

El 7 % de los españoles ha consumido hipnosedantes diariamente en el último mes

Tabla 1. Evolución de la prevalencia del consumo de hipnosedantes con y sin receta en los últimos 10 años en población española de entre 15 y 64 años (Plan Nacional sobre Drogas)

Consumo 2005 2015
Alguna vez en la vida 8,7 % 22 % (2,7 % sin receta)
Últimos 12 meses 5,1 % 12 % (1,2 % sin receta)
Últimos 30 días 3,7 % 9 %
Diariamente en últimos 30 días 3,1 % (2007) 7%

Los hipnosedantes son la única sustancia adictiva que es más consumida por mujeres que por hombres, llegando incluso a duplicar las cifras. Por ejemplo, un 16 % de las mujeres españolas de entre 15 y 64 años los han consumido en el último año, frente al 8,5 % de los varones. Este dato coincide con que la percepción del riesgo del consumo de hipnosedantes en mujeres es muy baja, a diferencia de la mayor percepción -con respecto al hombre- que tienen de otras sustancias.

Las Benzodiacepinas es la única sustancia adictiva que es más consumida por mujeres que por hombres.

Otra particularidad de estas sustancias es la edad de inicio del consumo que, mientras en la mayoría de las sustancias se sitúa en la segunda década de la vida (antes de los 20 años), con los hipnosedantes es a los 35 años.

En la mayoría de los casos, las personas que recurren a las benzodiacepinas de forma abusiva lo hacen durante un tiempo prolongado, incluso durante años. Lo que poca gente conoce es que la ficha técnica de estos fármacos recomienda no prolongar su empleo durante periodos de tiempo superiores a 8-12 semanas para ansiedad y 4 semanas para insomnio.

Continuar leyendo Bibliografía sobre la adicción a las benzodiacepinas

¿Necesitas ayuda?

Seleccionamos 3 centros profesionales para tí.

Estamos aquí para ayudarte

También te puede interesar